Las rutas de senderismo de la Diputación llegaron a la Manchuela este fin de semana, en Casas de Ves y Alborea

Las rutas de senderismo de la Diputación llegaron a la Manchuela este fin de semana, en Casas de Ves y Alborea

Este sábado y domingo, días 18 y 19 de mayo, tuvieron lugar la XX y XXI pruebas de la sexta edición de las rutas de senderismo que organiza la Diputación Provincial de Albacete, para promocionar tanto el turismo, como el deporte y la cultura que ofrecen nuestros pueblos. Las citas eran en dos pueblos vecinos de la comarca de La Manchuela, en Casas de Ves y Alborea.

El sábado en Casas de Ves, los participantes recorrieron la ruta denominada “Hoz del Júcar”, lineal, de 20 kilómetros de distancia, de dificultad media-alta y cinco horas de duración.

Comenzaban con el día un poco nublado en el vecino pueblo de Villa de Ves. Desde aquí las vistas son impresionantes, con el cañón del Júcar, el embalse del Molinar, el antiguo pueblo de La Villa, origen del rincón de Ves, del que forma parte Casas de Ves, y la imponente ermita del Cristo de la vida presidiendo esta zona del río Júcar, junto al antiguo castillo árabe del que quedan contados vestigios (actualmente cementerio de La Villa).

Desde aquí los senderistas comenzaron a descender por la antigua senda que comunica La Villa con Villa de Ves, para luego coger la zigzagueante carretera hasta llegar a la presa y central hidroeléctrica del Molinar, donde les sorprendieron las impresionantes imágenes del cañón del Júcar. Atravesaron un túnel que les llevaría a la otra parte del embalse y donde comenzaron una subida por la umbría del cañón hasta llegar a la llanura de la parte sur del río Júcar, zona conocida como “Las Herrás”. Ya dirección a la Herrá de Abajo se adentraron en el monte buscando un merendero de la antigua ICONA, donde el tiempo y el monte le han ganado la partida. Pronto llegaron a una de las panorámicas más impresionantes del río Júcar, con la ermita del cristo de la vida contemplada desde la parte opuesta de donde comenzarían la ruta. 

Tras las fotos de rigor continuaron unos pocos metros hasta llegar al barranco “Mingo Andrés” que marca el límite entre Casas de Ves y Villa de Ves, muy cerca de allí se encontraron con un depósito de incendios abastecido por una fuente manantial junto a él. Bordeando el barranco, bajaron hacia el río hasta llegar al antiguo poblado de Iberdrola “El tranco del Lobo”, junto a la central hidroeléctrica del mismo nombre. Cruzaron el río por el puente de madera y con gran esfuerzo subieron el último tramo de la ruta hasta el paraje La Solana, donde les esperaba el autobús en la llanura de Casas de Ves para llevarles al Bar “La Cooperativa” donde tomaría una merecida comida. Tras esta, pudieron visitar la Iglesia de Santa Quiteria, declara Bien de Interés Cultural con la categoría de monumento en 1995 y Ayuntamiento de Casas de Ves construido a finales del siglo XVIII.

Ya el domingo, con un día algo más soleado que el anterior y con otros 50 participantes, tuvo lugar la ruta “Sendero de Peñarcón” circular, de 13 kilómetros y dificultad baja, y una duración de uno 3, 30 horas. Ruta que corresponde a uno de los tres senderos señalizados y homologados del término de Alborea PR-AB 09. Este sendero discurre por los parajes de La Cañada con sus lavaderos, EL Cerro del Cuchillo que se deja a un lado, arroyo de La Cañada, Laguna de Peñarcón, Loma del Canto y Cerro de la Casa. El origen de Alborea está vinculado al proceso de la Reconquista y a sus posteriores efectos repobladores, aunque existen vestigios de yacimientos arqueológicos posiblemente prehistóricos y el testimonio de un hermoso puente, ubicado bajo la actual carretera N-322, con siete ojos, que todavía se conserva en buen estado. Por otra parte, entre el Patrimonio histórico-artístico destaca la Iglesia de la Natividad del Siglo XVI y de estilo barroco, que es conocida popularmente como “La Catedral de La Manchuela” por el tamaño tan colosal de su cúpula central, la cual visitaron al término de la ruta.

Comenzarían a escasos metros del Ayuntamiento, que se encuentra en la plaza, y continuando por la C/ Alcalá y C/ Casas de Ves, pasando por la placeta Cadenas, en dirección este, por el camino de La Cañada, pudieron observar el complejo de piedra de los molinos, la ermita de Alborea y los lavaderos. Cruzaron el arroyo de La Cañada en dirección a la carretera de Casas de Ves, entre viñedos y tierras de labor. Andarían por esta carretera no más de un kilómetro en dirección norte (izquierda) para tomar una nueva pista entre el límite del pinar y los viñedos, característicos de esta zona. Continuaron entre pinos hasta llegar a la laguna de Peñarcón. Cuando ya se han cumplido sobre unos diez kilómetros de distancia de sendero, atravesaron una zona de monte con los parajes de la Loma del Canto y Cerro de la Casa. Para descender por el Barranco del Rullo, pasar cerca de los depósitos del agua para entrar al pueblo por la C/ Villatoya hasta llegar de nuevo a la plaza donde está el Ayuntamiento y punto donde salieron.

Dos fantásticas rutas con un denominador común, el río Júcar, de gran interés natural y cultural, que han hecho disfrutar a los cien participantes de esta actividad, gracias a la iniciativa de la Diputación Provincial de Albacete.

La siguiente cita será el próximo sábado día 25 de mayo en Elche de la Sierra, una prueba denominada “Paseo por los Cañones del Segura”, lineal, de una dificultad media, con 15 kilómetros de distancia y unas cinco horas de duración.


Publicidad

El Rincón de Valeriano Belmonte

Publicidad

Cityplan

Publicidad

Ley de Segunda Oportunidad

Publicidad

Publíkate

Publicidad

Coníferas del Júcar (2)

Publicidad

Coníferas del Júcar

Noticias relacionadas